El glory hole es una práctica de índole sexual que puede que te sorprenda. Pero, ¿has probado a intentar traducirlo? Glory hole es algo así como “agujero de gloria” y, si te decimos que es de carácter sexual, seguro que ya te haces una idea de por dónde van los tiros. Descúbrelo: 

 

Glory hole: qué es

 

Esta práctica, conocida como glory hole, se hizo especialmente popular en el mundo homosexual, dentro del colectivo LGTB. De hecho, su significado es algo así como “agujeros en paredes para realizar prácticas sexuales.” Los hombres fueron, de hecho, los primeros en probarlo, para tener relaciones anónimamente.

¿En qué consiste? Se basa en introducir el pene del hombre a través de un agujero y, a partir de ahí, pueden pasar muchas cosas. Puede producirse penetración vaginal, anal, masturbación o sexo oral.

Es una práctica realmente atrevida y morbosa, que puede llegar a ser muy placentera. Sobre todo, porque tiene una particularidad, se hace de manera anónima. O, al menos, normalmente, dado que puede evolucionar hacia cualquier vertiente y que cada persona la modifique como considere.

Para que te hagas una idea de cómo es el glory hole, el hombre introduce de forma anónima su pene por una especie de agujero a ver que pasa… A partir de ahí, pueden ocurrir muchas cosas diferentes, como bien te comentamos.

Al otro lado puede haber una mujer que quiera realizar penetación anal, vaginal, oral o masturbación. Pero también puede haber un hombre que quiera experimentar, de forma anónima, a ver qué se siente en el otro lado.

Por ello, también se recomienda tener cuidado y utilizar protección, para evitar una posible enfermedad de transmisión sexual. Al ser anónimo y no saber quien está al otro lado, conlleva una serie de riesgos que forma parte de su morbo. Pero cuanta mayor protección exista, mucho mejor.

Hay quienes deciden dejarse llevar y dejar a un lado la protección y la seguridad de uno mismo, pero aunque vida solo hay una, salud también. Es importante que reflexiones e intentes protegerte y cuidarte, aún practicando este tipo de juegos. Recuerda, que hay anonimato, y no tiene porque ser menos morbo.

 

¿Por qué probarlo?

 

¿Y por qué no? La vida son dos días y es importante vivir al máximo y probar todo lo que te apetezca, con seguridad, por supuesto. Por lo que, si te apetece, pruébalo, porque puede que te guste la experiencia y quieras repetir. Si no te gusta, al menos ya te quedó probado y sabes de lo que hablas.

Si dudas, estos son algunos motivos por los que deberías probarlo:

  • Sal de tu zona de confort: si sueles hacer siempre lo mismo y no consigues hacer nada diferente porque no te atreves, puede que esto te ayude.
  • Sal de la monotonía: también es una manera de salir de la monotonía, del día a día. Así puedes hacer algo diferente, más divertido.
  • Libera estrés: es una práctica sexual que te permite liberar estrés, para sentirte mejor y tener menos ansiedad. Por salud, puede que te ayude.
  • Diviértete: por supuesto, divertirse es importante. Alarga años de vida y necesitas hacerlo. ¿Por qué no? También es una razón de peso.
  • Conoce gente nueva: este tipo de planes pueden ayudar a una persona tímida o con pocos amigos o conocidos a interactuar con nuevas personas. 

Estas son algunas de las razones. Pero, en cualquier caso, es interesante tirarse a la piscina y dejarse llevar. Al fin y al cabo, si se hace bien, en gran parte de los casos resultará placentero y una gran experiencia. ¡No pierdes nada por intentarlo!

¿Cómo probarlo?

 

El glory hole puede producirse en cuartos oscuros de locales, sex shop o también en alojamientos de tipo relax. Digamos que, hay muchas maneras de experimentarlo. Y, dado que es anónimo, seguro que no tienes problema en dejarte llevar a ver qué ocurre. Si no te gusta, paras y te vas.

Pero sin duda es una de las prácticas más morbosas para quienes buscan nuevas experiencias o formas de tener relaciones sexuales. 

¿Es una práctica habitual?

 

Dependiendo de cómo se mire. Dentro del mundo homosexual, el glory hole es conocido y muchas personas lo practican, ya sea por curiosidad o por morbo. También es una forma de experimentar y ver lo que te gusta, lo que sientes… puede ayudar mucho a una persona que tiene dudas.

Pero, independientemente de que sea frecuente o no, se produce cada día y en distintos lugares. Por lo que, si quieres, puedes probarlo.

Es una experiencia un tanto diferente a tener sexo con un desconocido. Al fin y al cabo, la relación no deja de ser a través de un agujero, de ahí su especial morbo.

¿Qué opinas del glory hole como tal? ¿Has oído hablar antes de él? Si te atrae, no dudes en darle una oportunidad.

error: ¡El contenido está protegido!